Productividad en el entrenamiento. Deja la pereza de lado!

Es común el ver cómo parte de los problemas en nuestro progreso vienen derivados de la falta de productividad en el entrenamiento. Unas veces por no saber planificar y otras sencillamente por hacerlo en medios que no nos ayudan en la concentración.

Sé que es un tema muy poco tratado pero a mi modo de ver es muy importante ver cómo podemos aumentar dicha productividad en el entrenamiento. Sin ir más lejos muchas veces fallamos a dicha planificación por ese motivo y en mi opinión tiene una solución realmente simple.

Smartphone vs Cuaderno

A priori parece una comparación absurda. Hoy en día con un terminal incluso de gama media tenemos acceso a un montón de herramientas que nos facilitan la vida en todos los ámbitos. Pero aunque eso es innegable, el hecho es que utilizar dicho terminal de forma sistemática para realizar cualquier actividad no suele ser tan buena idea.

Pongo mi ejemplo. Yo siempre me he planificado de una forma híbrida, utilizando herramientas o apps tanto digitales, como una libreta y un lápiz. Esta decisión no viene de la casualidad ya que después de probar durante bastante tiempo he visto cómo mi productividad aumentaba una vez apuntaba de forma física todo aquello que quería realizar en el día o la semana.

Al igual que digo esto sé que hay muchas personas extraordinariamente productivas sólo con medios digitales, pero la gran mayoría opina que el formato físico evita mucho más la procrastinación.

Cómo aumentar la productividad en el entrenamiento

Esto que he comentado anteriormente puede parecer que no tiene relación ninguna con el ejercicio físico o la práctica deportiva pero para nada es así. En numerosas consultorías he podido ver cómo una de las mayores fuentes de procrastinación era el teléfono móvil.

Ya no solo por el hecho de que si estás entrenando y te interrumpen de forma constante con notificaciones no vas a estar concentrado. Muchas veces se utilizan aplicaciones para apuntar el propio entrenamiento así como las series y repeticiones que hacemos.

Esto está bien. El problema es cuando sin darnos cuenta o borramos la aplicación o simplemente instalamos otra porque nos gusta más. Todos los apuntes que teníamos en la mayoría de ocasiones se pierden y con ello el punto de referencia que teníamos.

Una solución sencilla: Libreta y lápiz

Sé que puede sonar arcaico en las épocas en las que nos encontramos pero te animo a que lo pruebes y saques una conclusión. El 90 % de las personas se queda con esta opción no solamente por su simplicidad, sino también porque escribir algo de forma física nos ayuda a interiorizar dicha acción.

Tienes muchas más probabilidades de entrenar mañana si lo apuntas como tarea pendiente en una libreta que si lo apuntas en el bloc de notas de tu teléfono. Lo mismo ocurre con tu progreso, ya que ver de semana en semana nuestros objetivos te va a permitir mantenerte más motivado.

Como digo es simplemente una idea. Puedes probar, ver que tal te funciona y volver al método antiguo. Lo peor que puede pasar es que saques un aprendizaje y practiques ortografía, que no está tampoco nada mal.

Hazme feliz y compárteme!