Expectativas Vs. Realidad en el Gimnasio

Cuando nos apuntamos a un gimnasio o empezamos a entrenar, nuestro objetivo en principio es ser más grandes, fuertes, perder grasa, una combinación de lo anterior o simplemente estar más en forma. Lo que ocurre con demasiada frecuencia es que los primeros meses solemos tener expectativas demasiado grandes. Esto no significa necesariamente que sea malo, simplemente se trata de objetivos muy complicados y los cuales nos pueden hacer abandonar, algo que suele ser una realidad en el gimnasio.

En este sentido es importante tener presente que este tipo de expectativas nos puede suponer un problema si no sabemos cómo afrontarlas. Está claro que si conoces la forma perfecta de llegar a un objetivo y plantear una planificación para lograrlo te será mucho más fácil. Pero esto suele ocurrir con los años, momento el cual ya tenemos las bases bien sentadas (o deberíamos) y sabemos cómo plantear las cosas a largo plazo.

EXPECTATIVAS EN EL GIMNASIO

No nos engañemos. Todos hemos visto las revistas en las que se muestran cuerpos trabajados con años de entrenamiento y disciplina y cuyos artículos nos prometen conseguir lo mismo o parecido en una plazo de tiempo relativamente corto.

Mi consejo al respecto de esto es el siguiente. No leas revistas cuyos consejos te prometen grandes expectativas. Por el contrario lee, infórmate y aprende a hacer las cosas bien desde un principio. El trabajo será mucho más largo pero termina compensando.

Y si no, piensa en la cantidad de personas que terminan abandonando el gimnasio durante los primeros meses o semanas. Posiblemente sabían lo que querían lograr, pero no tenían un mínimo de conocimientos y unas bases con las que comenzar.

REALIDAD EN EL GIMNASIO

Te voy a contar la primera realidad al apuntarte a un gimnasio o empezar a entrenar. El camino es muy largo. Y no digo esto con la intención de desanimarte, pero lo cierto es que si no estás dispuesto/a a disfrutar y aprender de tus errores a lo largo de todo ese tiempo, no tiene ningún sentido que empieces.

Muy a menudo me llegan preguntas relacionadas con el entrenamiento y la nutrición y suele ser habitual que estén enfocadas a  objetivos a muy corto plazo. Si quieres empezar la casa por el tejado es tu problema, pero quiero que quede claro que por mi parte la intención es la de que aprendas.

Necesitas conocer el porqué de las cosas y de ese modo te será mucho más sencillo planificar un progreso, con objetivos alcanzables a corto y medio plazo los cuales constituyan la razón principal por la cual realizas dicha actividad.

Si simplemente quieres lograr resultados rápidos siento decirte que ese camino no existe.

CONCLUSIONES

Lo cierto de todo esto al final, es que vivimos en la época con más información a nuestro alcance y en la que por una razón u otra estamos más desinformados. No es raro seguir escuchando mitos de hace años que aún continúan siendo un tema de conversación habitual.

Está en tu mano cambiar esto y para eso tienes que dedicar tiempo a todo aquello que quieras lograr. Tienes todo el conocimiento a  tu alcance, tanto bueno como malo, por lo que ser crítico en este sentido te ayudará a saber escoger bien el tipo de información que consumes. Si estás leyendo esto enhorabuena! has elegido bien.

Fuera bromas yo simplemente trato de aportar mi visión y siempre incito a ser críticos con todo. Al fin y al cabo donde todos piensan lo mismo es poco probable que aprendas algo relevante.

Lo de compartir y esas mandangas